Actualidad

18-Dic-2019

AZUD desarrolla la solución para la afloración de algas

A través del proyecto BLOOM desarrolla un tratamiento específico para minimizar el impacto de los blooms en los sistemas de desalación.

La empresa de tratamiento de aguas, socia de la plataforma AgritechMurcia desarrolla a través del proyecto BLOOM una solución para disponer de un tratamiento adecuando que minimice el impacto de los blooms en los sistemas de desalación, protegiendo tanto a las membranas como a los sistemas de pretratamiento convencionales, independientemente del origen del agua así como del tipo de microalga o su concentración

¿ Qué son los Blooms?

Los Blooms de algas tóxicas, también conocidos como HABs (Harmful Algal Blooms), son afloramientos de microalgas que frecuentemente se dan en zonas marinas cercanas a las costas, ríos y lagos de agua dulce. Las toxinas endógenas forman parte de su estrategia y su liberación provoca desviaciones en la estructura biológica del ecosistema. Actualmente, sus efectos son desastrosos prácticamente en todos los casos y a todos los niveles.Efectos sobre los ecosistemas y plantas desaladoras

Efectos sobre los ecosistemas y plantas desaladoras

Durante 2019 se conoció la noticia de una floración de microalgas tóximas en Chile que provocó la muerte de 123 toneladas de salmones en un centro de Cultivo, al igual que en el Lago de Sanabria en España. Aquí, a través del programa de Control Limmológico Bianual del Lago, se han documentado situaciones de Blooms  a principios de primavera cuando se producen intensos desarrollos de matas macroscópicas de algas filamentosas, incluso teniendo en cuenta la mayor fuerza de la corriente y la bajada de temperatura del agua de esta época.

Respecto a las plantas desaladoras, los compuestos tóxicos generados por los Blooms no suponen un problema para el agua desalada puesto que las membranas de ósmosis son capaces de retener estas sustancias, por lo que no llegan al consumidor.

El problema fundamental son las paradas de la planta que se traducen en reducción de la capacidad productiva y en aumento de costes de mantenimiento y recuperación de equipos, y en ocasiones, directamente, provocan reposición de los mismos.

Las paradas de planta se deben fundamentalmente a la obstrucción de los sistemas de pretratamiento y al ensuciamiento de las membranas.

Los sistemas de pretratamiento como filtros de lecho o sistemas de microfiltración, son obstruidos tanto por las microalgas como por la materia orgánica asociada a las mismas, lo que provoca limpiezas frecuentes y repetitivas que impiden el funcionamiento continuo de los sistemas posteriores.

IMPORTANCIA DEL PRETRATAMIENTO

Existen miles de especies de microalgas con diversos tamaños y formas. La especie y la concentración que provoca un Bloom varían sustancialmente en función de la zona de crecimiento debido, entre otros factores, a los nutrientes disponibles o a la temperatura. Existen microalgas con tamaños que van desde 2 micras hasta 2000 micras.

Para asegurar un funcionamiento continuo de una planta de ósmosis, resulta crucial eliminar tanto las microalgas como la materia orgánica que las acompaña, ya que obstruyen los sistemas de pretratamiento y aceleran el ensuciamiento de las membranas disminuyendo su vida útil.

Proyecto Bloom

Es una investigación multidisciplinar en la que participan D&B Tech, el Instituto de Bioquímica Vegetal y Fotosíntesis (US-IBVF) y el Departamento de Ingeniería Aeroespacial y Mecánica de Fluidos (US-MPFLOW), estos dos últimos de la Universidad de Sevilla.

El proyecto BLOOM ha sido financiado por el Ministerio de Ciencia Innovación y Universidades – Agencia Estatal de Investigación bajo el programa Retos-colaboración. La ayuda está cofinanciada por la Unión Europea a través de los fondos FEDER con el objetivo de promover el desarrollo tecnológico, la innovación y una investigación de calidad.

# #